11 marzo 2014

EYACULACIÓN FEMENINA

La eyaculación femenina es un fenómeno controvertido y discutido, sobre todo, en torno a si se puede dar en todas las mujeres y de qué está compuesto el líquido expulsado. La realidad es que alrededor del 40% de las mujeres eyacula al tener un orgasmo.



En las mujeres, igual que en los hombres, existe una próstata. Al ser estimulada,  se hincha con líquido prostático y se apoya en el tejido eréctil que se llena de sangre. El conjunto de la próstata femenina y su tejido circundante eréctil es lo que llamamos el punto G. De ahí la importancia de saber estimular adecuadamente el punto G para poder eyacular.

La eyaculación femenina consiste en la expulsión de un líquido transparente e inoloro, producido por las glándulas de Skene, situadas a ambos lados de la entrada vaginal. Estas glándulas son las responsables de la eyaculación, y en algunas mujeres son de pequeño tamaño o inexistentes, por eso su imposibilidad de eyacular.

La cantidad de líquido expulsado puede variar desde unas gotas hasta un vaso, lo que ha llevado a algunas mujeres a pensar que es orina, sintiéndose avergonzadas y provocándolas inhibiciones a nivel sexual. Nada más lejos de la realidad... No se trata de incontinencia urinaria, física y químicamente difieren.  El líquido eyaculatorio a pesar de contener residuos de urea y creatina (presentes en la orina), su composición principal es glucosa, fructosa y fosfatasa ácida porstática. Tampoco debemos confundirlo con el líquido segregado para lubricar las paredes vaginales, mucho más viscoso y ácido.

El desconocimiento y la falta de información llevan a tener ideas erróneas sobre la eyaculación femenina. Es algo más dentro de la sexualidad, no es imprescindible para funcionar perfectamente a nivel sexual ni un indicativo de experiencia o de máximo placer. Para algunas parejas es una forma de terminar el encuentro sexual de forma más espectacular. 

La eyaculación femenina es una respuesta sexual sana y saludable. La forma de conseguirla es mediante la estimulación del punto G. Algunas mujeres la inhiben por la sensación de orinar que provoca estimular este punto, pero es justamente todo lo contrario lo que facilita la eyaculación... apretar para favorecer la expulsión.

En el sexo no funciona el ponerse metas, plantéatelo como un descubrimiento más, experimentar nuevas formas de placer y de respuesta de tu cuerpo... Relájate y déjate llevar.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por dejarnos un poquito de ti!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...